Ahuramazdah

El Weblog sin dogmas

Abuso infantil e incesto ¿Se puede mantener en secreto durante 24 años?

Posted by keithcoors_00 en 29 abril, 2008

Hoy salió en las noticias el caso de Josef Fritzl, un austríaco de 73 años que mantuvo a su hija Elisabeth encerrada durante 24 años, en el sótano de su casa. Con ella procreó 7 hijo-nietos, y lo más chocante de esta situación es que al parecer NADIE en esa casa sabía de la atrocidad:


La versión sostenida por Fritzl ante su esposa y el resto de la familia, fue que Elisabeth desapareció con 18 años para adherirse a una secta en un lugar desconocido, donde habría tenido varios hijos, algunos de los cuales dejó delante de la puerta de la casa de sus padres.

Polzer (el agente encargado de su aprehensión) manifestó que el resto de la familia, incluyendo Rosemarie, la esposa de Josef Fritzl, y también los otros hijos-nietos que vivían en la casa, no sabían nada del encierro de Elisabeth y de sus otros tres hijos.


¡Vaya forma de cometer esta brutalidad! ¿Que clase de persona es capaz de abusar de sus hijos, secuestrarlos durante décadas y mantenerlo en secreto mediante una doble vida frente a los demás miembros de su familia? Sinceramente dudo de esta versión.

Y dudo no sólo por ser escéptico sino porque además he sido testigo de un caso en el que los padres de una menor sabían que era abusada sexualmente por su tío, y nunca hicieron nada por evitar ese maltrato abusivo. Más bien guardaron silencio y despreciaron la versión de la menor a quien tacharon de “llena de imaginación”.

¿Puede haber contubernio entre los “inocentes” miembros de la familia de Joseph? Yo creo que existen buenas razones para investigar aun más. Recordemos que en otro orden de sucesos, pero también llenos de barbarie y atrocidad, durante los juicios de Nüremberg:


…todos los miembros del nazionalsocialismo imputados culpaban a Hitler como la persona que mandaba las órdenes que todos debían ejecutar.


Es decir, que podría existir la posibilidad de que en la familia Fritzl supiesen lo que estaba pasando pero callen ahora que el culpable evidente ha caído en manos de la justicia. O bien que en un último gesto de humanidad por parte de este criminal, trate de salvar a los demás miembros de su familia, inculpándose como único autor del horrible delito.

Porque en verdad resulta increíble que durante 24 años alguien pudiese mantener esa situación en la que en la misma casa, se mantuviese en secreto la existencia de “otra familia” incestuosa. Resulta increíble que durante ese tiempo se hubiese mantenido a tantos seres humanos fuera del contacto con el mundo exterior, hacinados en un sótano, sin las condiciones mínimas de salud o bienestar. Al parecer, una enfermedad de la mayor de las hija-nietas de Fritzl, que aún estaba en cautiverio, le obligó a llevarla al hospital:


…una de las hijas de Josef y Elisabeth, de 19 años, había sido internada en un hospital a raíz de una enfermedad genética típica del incesto. La joven, Kerstin, fue llevada al centro sanitario por su abuelo y cuando los médicos quisieron ver a su madre, el caso llegó a manos de la Policía, ya que Fritzl sacó a Elisabeth y a los dos niños que se habían quedado con ella en el zulo, diciendo a su mujer que la hija había decidido abandonar la secta y volver a casa.


O sea, llevamos tres, la enferma, y los dos liberados. Por lo tanto existirían otros cuatro; uno de ellos murió al nacer y fue cremado para no levantar sospechas, pero de los demás, de acuerdo con la nota en Terra:


Dado que el espacio en el escondite, de unos 60 metros cuadrados, era demasiado pequeño para los descendientes que seguían naciendo, aparecieron en la puerta de la casa Lisa, en 1992, y Monika, en 1993, a los nueve y diez meses de edad, respectivamente. Se sospecha que fue el propio Josef Fritzl quien colocó a los niños allí para dar la impresión de que había sido la madre quien los había dejado al cuidado de sus padres. En 1996 nacieron gemelos, uno de los cuales murió al cabo de tres días y, según declaró la madre, su cuerpo fue incinerado en el jardín por Fritzl. Su hermano gemelo, Alejandro, apareció 15 meses más tarde en la puerta de la casa, al igual que otros dos de sus hermanos.


Buen caso tiene ahora la policía de Amstetten, Austria, para desenmarañar la madeja de mentiras, engaños, abusos y crímenes que llevaron a esta pequeña localidad de los Alpes austríacos a los foros internacionales de opinión. Un comentarista español ya señala las dudas que cubren a este caso:

Y nadie supo nada. Ni siquiera la madre de la esclava-violada. Ni los vecinos. ¿Nadie?. Miles de mujeres son explotadas actualmente en prostíbulos españoles. Miles de mujeres son maltratadas por sus maridos en las ciudades españoles, miles de niños y niñas sufren abusos. Nadie sabe nada. Lo dicen los estudios científicos. Entre el 65 y el 80 por ciento de los niños que sufren abusos en España son víctimas de sus familias. Pero nadie sabe nada.

Y yo añado, con enorme indignación: En México tampoco se sabe nada.

(Fotografía: Sótano de Fritzl http://www.abc.es/20080428/internacional-europa/confiesa-secuestro-hija-durante_200804281254.html)

Anuncios

2 comentarios to “Abuso infantil e incesto ¿Se puede mantener en secreto durante 24 años?”

  1. Anazul said

    Las prohibiciones producen estas cosas.
    Porque todo lo que está prohibido igual existe, clandestino.
    Bueno, todo un tema, no sé si es el momento o la ocasión para comentar.
    Seguramente que las cosas no son como cuentan las noticias.

  2. carolina said

    el daño psicológico que causa una persona de tan sólo 73 años me deja paralizada.No me puedo imaginar la supraignorancia de su esposa, todavía es algo que me cierra demasiado.

Sorry, the comment form is closed at this time.

 
A %d blogueros les gusta esto: