Ahuramazdah

El Weblog sin dogmas

Posts Tagged ‘Pseudociencia’

Pseudociencias, charlatanería y ortografía, parte 1

Posted by keithcoors_00 en 9 marzo, 2015

Hay gente que porque sabe leer y escribir, cree que sabe leer y escribir.


Reynaldo Arenas.

 



En últimas fechas fui invitado a participar en un grupo de Facebook dedicado a las investigaciones de lo paranormal y ondas similares. Lo hago por diversión pura y llana, pues en realidad no me interesa investigar esos temas y sólo participo con mi ya tradicional escepticismo. Sin embargo no dejo de asombrarme ante un detalle muy común entre la gente que se piensa especial porque afirma que tiene contacto con el más allá, o porque dice tener dones paranormales o porque simplemente defiende a estas personas “especiales”. Y no me refiero a la mala ciencia (o total ausencia de ciencia) que caracteriza sus aportaciones. El detalle es que la gran mayoría de ellos tienen una pésima ortografía.


Quizás exista una relación entre la falta de educación o de cuidado al escribir y la tendencia a creer en tonterías como la telepatía. O quizás la telepatía no sea una tontería sino un hecho indiscutible. Esperaría para ello que uno de estos defensores de la telepatía me mande sus mensajes directo a mi cerebro. Así que sin más preámbulo les dejo, mis estimados lectores, esta joya de la moderna forma de (mal) escribir en una colaboración sobre telepatía y satélites:


Algüien,save de satelites para mirar personas ha mi me observan y el motivo es que soy telepata es la capacidad de comunicarse de cerebro a cerebro y la manera,correcta es via satelital.


Dejando a un lado la evidente paranoia (me observan) y del supuesto motivo (soy telepata), el horror de presenciar tan mala ortografía no me dejó alterativa que preguntar y hacer una buena sugerencia el autor “¿Cómo sabes que te observan? No contestes por aquí, manda un mensaje telepático directo a mi cerebro, por favor.


Como el mensaje no ha llegado aún a mi ansioso cerebro, supongo que el autor, quien se hace llamar Omar Hernandez, no tiene forma de invocar sus poderes para convencer a este humilde escéptico de que sus dones telepáticos son reales, como real es su ignorancia sobre la más elemental ortografía. Pero algo puede hacerse en este espacio y es precisamente indicar los horrorosos errores ortográficos:


  1. Algüien,save. La “u” de alguien no lleva diéresis (Diéresis: Signo ortográfico (¨) que se pone sobre la u de las sílabas gue, gui, para representar que esa letra representa un sonido que debe pronunciarse, como en vergüenza, argüir). La coma no debería ir allí, ya que su presencia no es necesaria y después de una coma debe haber un espacio. “Sabe” es la conjugación del verbo saber en tiempo presente, primera persona singular, y se escribe con “b”.
  2. …satelites. Se escribe satélites, con acento en la primera “e”.
  3. ..para mirar personas ha mi me observan… Después de “…mirar personas” debería haber un punto y seguido. “Ha” es la conjugación del verbo haber en tiempo presente, tercera persona singular; lo correcto hubiera sido colocar la preposición “a“, sin la horrorosa “h”.
  4. …soy telepata. Sólo el autor sabe que quiso decir con telepata, pues no existe en el español. La que existe es telepatía.
  5. …telepata es la capacidad de comunicarse… Lo correcto hubiera sido escribir “…telepatía es la capacidad…”
  6. …manera,correcta… La forma correcta es sin coma y con espacio entre las dos palabras, pues se trata de una misma idea que no es necesario separar.
  7. …via satelital. La palabra correcta es “vía“, con acento en la “i”. Además de la falta del acento, la frase carece de sintaxis pues no se sabe si “vía satelital” se refiere a la observación de personas o a la comunicación telepática, pues de ser esto último quizás se refería a comunicación telefónica.


Y es que de verdad, como dice la imagen de entrada, no eres tú Omar (ni tu tontería esa de la telepatía satelital, ni tu paranoia), es tu pésima ortografía. Ya para terminar, ofrezco a mis lectores la captura de pantalla de este galimatías ortográfico, junto con mi comentario (que al día de hoy tenía ya 20 pulgares arriba (“likes“) y otra imagen que me encanta y que invita a los lectores a enamorar mediante la buena ortografía.



Actualización. 10 de marzo 2015. Aquí otra muestra de lo que sucede en este mundo de lo “paranormal”.

 

Lo Matán,  pero No es a Ty. Soñaste Que te Matabán. Es una persona que dise, pero le tinen envidia y selan alguien. Porque sinpre pienso loque soñé. En los sueños beria el futuro pueto.
 

 

No, pues sí.
 

 




Anuncios

Posted in Escepticismo | Etiquetado: , , | 1 Comment »

Un dragón en mi garaje, o el invisible Nibiru

Posted by keithcoors_00 en 9 febrero, 2010

El verdadero misterio del mundo es lo visible, no lo invisible.


Oscar Wilde



Me llegó una invitación para ver el blog de un muchacho algo imaginativo de nombre Emilio Carrillo. Es curioso como el joven Carrillo se avienta todo su impresionante currículum en el margen izquierdo del blog. Economista, Experto Internacional en Desarrollo Local por Naciones Unidas y Técnico de la Administración General del Estado (sí, así, con mayúsculas como de nombre propio)… autor de 9 libros. Dice que ha dirigido decenas de Cursos y Seminarios y dictado 300 conferencias en 21 países de los cinco continentes. WOW. Todo estaría bien, digo yo, pero como que eso no va muy de acuerdo con la entrada que llamó mi atención, que lleva el nombre de Nibiru.


Yo no sé a ciencia cierta si Emilio escribió la entrada como para divulgar algo que él verdaderamente cree que es cierto, o bien sólo comparte lo que otros dicen sólo para informar. Aunque hay una frase en su texto que dice “Toda la información anterior ha sido completada y parcialmente corregida por otros trabajos y nuevas indagaciones”, refiriéndose a la hipótesis que supone que nuestro Sistema Solar en realidad está ligado a un sistema binario de estrellas. Lamentablemente no hay forma de saber si al completar y corregir la información vertida resultó ser real o se confirmó como una simple leyenda sin bases.

Lo que es cierto es que el escrito de Emilio está plagado de errores y de pésima ciencia, además de que NO incluye una sóla referencia seria de sus afirmaciones. Sólo refiere los trabajos de gente como Zecharia Sitchin, Drunvalo Melchizedek y Burak Eldem. El primero es considerado junto con Erich von Däniken e Immanuel Velikovsky la base de la Trilogía Sagrada de Pseudohistoriadores, de acuerdo con el Skeptic Dictionary. Melchizedek afirma que el Símbolo de la Flor de la Vida tiene una forma perfecta en proporción y armonía. Según él, este símbolo es considerado parte de la Geometría Sagrada y, de acuerdo con el esoterismo, contiene un valor antiguo y religioso que muestra las formas fundamentales del espacio y tiempo. Por último, Burak Eldem publicó en 2006 “La historia oculta” trilogía de obras que se centra en los registros de pérdida de la sabiduría antigua; según él Fraternis, una misteriosa y legendaria colección de escritos, cuyas huellas se han encontrado con diversos nombres como “los libros sibilinos”, “Corpus Hermetica” o “Los libros perdidos de los fenicios”, es probablemente el primer enfoque a la más antigua tradición de una “sociedad misionera”, que eran los protectores de los libros antiguos, manteniendo durante milenios los secretos de sociedades antiguas.



El caso de Sitchin

Su trabajo empieza con la suposición de que los antiguos mitos no son mitos sino que son textos históricos y científicos con validez incuestionable. Sitchin saltó a la fama al anunciar que sólo él puede leer correctamente las antiguas tablillas de arcilla sumerias [por supuesto, no lo ha anunciado mediante la publicación de un anuncio en el New York Times, sino dando a entender con sus “traducciones” que no cuadran con la labor de los eruditos legítimos en el campo]. Si Sitchin está en lo correcto, entonces todos los otros estudiosos han malinterpretado estas tablillas, que, según Sitchin, revelan que los dioses de otro planeta (Nibiru o Niburu, que orbita el Sol cada 3,600 años) llegaron a la Tierra hace unos 450,000 años y que los seres humanos fueron creados por la ingeniería genética a partir de hembras de mono.


La mayoría de las fuentes de Sitchin son obsoletas. Sólo ha recibido las burlas de los arqueólogos científicos y académicos familiarizados con los idiomas antiguos. Su cualidad más encantadora que parece ser su imaginación y su total desprecio por los hechos establecidos y los métodos de investigación, son rasgos que son en apariencia muy atractivos para algunas personas como Emilio Carrillo (al parecer).


Sin más referencias serias, todo apunta a que la historia de Nibiru sólo se basa en esas supuesta traducciones. Hasta hoy no hay evidencias serias de que haya un sistema binario en nuestro sistema solar. Nunca se ha observado la famosa “enana” marrón que supuestamente acompaña al Sol en su viaje por la Vía Láctea, y lo más importante es que, no obstante que se han descubierto cientos de exoplanetas a distancias apreciables, no se ha tenido una sóla referencia del tal Nibiru.



Cito a Emilio:

Si no la vemos (a la compañera del sistema binario al que supuestamente pertenece nuestro Sol, nota de KC) se debe a que estamos en un sistema solar binario astrométrico, es decir, sistemas dobles en los que sólo es visible un componente. El otro objeto, el invisible, suele ser un cuerpo de luz muy baja o de luminosidad nula, normalmente una enana roja o una enana marrón. La acompañante del Sol es esto último, una enana marrón, tipología de estrella que los astrofísicos definen como de masa subestelar e incapaz, por tanto, de mantener reacciones nucleares continuas de fusión del hidrógeno de su núcleo. Es una especie de estrella “fallida”, pues contienen los mismos materiales que el Sol, pero ostenta una masa insuficiente para brillar. Además, tampoco su volumen es muy grande, similar al triple de Júpiter. Y si podemos detectar que existe es por el tirón gravitatorio que produce, sobre todo cuando se acerca al Sol, lo que explica determinadas anomalías gravitatorias existentes en Ors para las que la ciencia “oficial” no tiene respuesta.


Bueno, pues analizaré las tres frases en negritas. Según nuestro economista, no podemos ver la estrella compañera del sol, porque es una enana marrón. Pero se nota que no buscó más, porque simplemente en Wikipedia aparece la imagen de una enana marrón denominada Gliesse 229B, que aquí reproduzco:




Que no pueda verse a siple vista no quiere decir que no pueda verse de ningún modo. Error de Emilio. Dice la Wikipedia: La emisión de poca energía por parte de estos astros lleva a que sea muy difícil observarlos de una manera directa desde grandes distancias. A pesar de esto, varios centenares de enanas marrones han sido identificadas, con temperaturas superficiales que varían entre 800 y 2000 Celsius.


Incluso la información de Emilio está desactualizada (quizás a propósito), pues dice que “…algunas fuentes indican que Nibiru se encuentra actualmente en la constelación de Orión: declinación 8 38´, ascendencia recta 13 48´”. En realidad en 2003 se detectó en la constelación de Orión un grupo de objetos de tipo enana marrón con masas tan pequeñas como 5 masas jovianas. Y ese descubrimiento PARA NADA refiere el nombre del mítico planeta.


En cuanto al tirón gravitacional que menciona Emilio, no encontré referencias sobre tal fenómeno. Y Emilio, por supuesto, no refiere ningún estudio serio que compruebe que tal tirón es un hecho observado.


La clave para entender la postura de Emilio en este asunto es su frase “…lo que explica determinadas anomalías gravitatorias existentes en Ors para las que la ciencia “oficial” no tiene respuesta”. Ese calificativo de “oficial” me da la clave para entender que el buen Emilio no entiende que no hay nada “oficial” en la ciencia. Y en todo caso lo que hay son metodos para poder dilucidar si en realidad hay una estrella acompañando a nuestro Sol.



¿Y el dragón apá?

Bueno pues así es esto de Nibiru que, según Emilio, existe, pero no lo podemos ver; dice que su estrella enana produce tirones gravitacionales que nadie reporta en forma seria (ni siquiera él), y que de ese planeta viene nuestra raza humana, al menos como origen genético, pero sin más evidencias que los dichos del pobre Sitchin.


O lo que es lo mismo, Nibiru es casi igual al dragón de mi cochera. Parafraseando a Carl Sagan ¿cuál es la diferencia entre un planeta invisible, del que nadie puede decir con certeza nada, que sólo se menciona en la mitología, y del que no hay rastros verificables? Si no hay manera de refutar la opinión de Emilio (y de Sitchin), si no hay ningún experimento válido contra ella, ¿qué significa decir Nibiru existe? La incapacidad de invalidar sus hipótesis no equivale en absoluto a demostrar que es cierta. Las afirmaciones que no pueden probarse, las aseveraciones inmunes a la refutación son verdaderamente inútiles, por mucho valor que puedan tener para inspirarnos o excitar nuestro sentido de maravilla.


Lo que es de extrañarse es que con ese currículum, a don Emilio se le vayan las cabras al monte y no haga una pequeña investigación sobre lo que en realidad sucede en el ámbito de la astronomía, para comparar los dichos de Stichin y compañía. Lo siento por los que han tomado alguna de sus 300 conferencias. Si así como presenta el caso de Nibiru, presenta sus casos sobre desarrollo local, con un dogmatismo rayando en la fe ciega, compadezco a los locales.
.

Posted in Escepticismo | Etiquetado: , , , | 4 Comments »

Fallas en el LHC retrasarían su operación, pero alegran a los opositores

Posted by keithcoors_00 en 23 septiembre, 2008

Mientras se ponía en forma el LCH para finalizar las pruebas de operación a 5 TeV del sector final (sector 34), un incidente provocó una fuga de helio en el túnel principal. Recordemos que los magnetos que rodean el túnel principal deben ser enfriados para aumentar su eficiencia, y que el helio líquido que se usa para estos propósitos se mantiene a una temperatura muy cercana al 0 K.

La falla, según un informe preliminar se debió a que la altísima corriente que debe pasar por los electroimanes fundió una conexión, lo que ocasionó su falla mecánica. No hubo daños mayores y los sistemas de seguridad funcionaron a la perfección por lo que no hubo amenaza alguna para el personal que allí trabaja.

Esta falla tendrá detenido al LHC por dos meses, debido a que no es posible reparar esta falla con las bajas temperaturas, y tampoco es recomendable “calentar” los imanes en forma súbita, por lo que el tiempo consumido se consumirá en un calentamiento muy gradual. Este tipo de fallas en sistemas a temperatura normal llevaría sólo unas días para su corrección.

De acuerdo con el sitio de noticias oficiales del CERN, más detalles estarán disponibles tan pronto como se les conozca.

¿Por qué se alegran los opositores?

No lo sé a ciencia cierta, pero adivino la gran envidia que pueden sentir en estos aspectos:

  1. El LHC es una instalación muy cara. 8 mil millones de dólares se dice pronto. Pero es una gran cantidad de dinero para un solo laboratorio. Me imagino que para obtener este presupuesto, los científicos responsables estuvieron (y aún están) obligados a hacer bien las cosas. Muchos investigadores chapuceros no pueden obtener estos presupuestos, por ejemplo, para obtener “energía libre”, o para investigar “la tierra hueca”.
  2. Los logros de instalaciones similares (me refiero a aceleradores de partículas) han llevado a los físicos a entender mejor la estructura fina de la materia. Y no sólo eso, sino establecer nuevos horizontes del conocimiento humano para aplicaciones tan variadas como las de la salud y la astrofísica. Estos logros no se comparan, por ejemplo, con lo que pretende lograr la pseudociencia.

Esto lleva a algunos de ellos a proferir exclamaciones de alegría al estilo de:

Empezamos bien.

O esta otra, digna de una nominación al mítico país:


Que buena noticia parece que funcionó el ataque psiquico que le mandé a esa chatarra electrónica.

Y esta que mezclaba la parafernalia hollywoodense con la religión:

A mi este experimento me recuerda aquella película llamada “Event Horizont” (Creo que era esta) en la cual en una nave espacial se creaba un pequeño agujero negro plegando el espacio-tiempo y así viajar a la Estrella más próxima. La nave se pierde y pasados 10 años llega un grupo de rescate encuentran el “Event Horizont” y comprueban que al crear el agujero negro abrieron las puertas al mismísimo INFIERNO.

A ver si esta gente en vez de encontrar el dichoso Bosón de Higgs llamada “La Partícula de Dios” en realidad van a encontrar “La Partícula del Diablo” y nos vamos a ir todos al INFIERNO.
Que el Bossón de Higgs nos coja confesados a tod@s.

Pues sí. Cada quien decide el lugar a donde pasar sus vacaciones. Y cada quien decide ante quien se confiesa.

__________________________
Actualización. 24 de septiembre 2008.

De acuerdo con esta nota del Universal, la avería en el LHC se debió a la falta de comprobación de un sector a alta energía. Así lo explicó el físico chileno Jorge Mikenberg, uno de los más de 10 mil científicos que trabajan en el mayor experimento físico de la historia, que tiene como objetivo recrear a pequeña escala las condiciones durante y después del “big bang”, para desentrañar los misterios del Universo.

Por otro lado, Stephen Hawking sigue siendo noticia por su apuesta con Higgs sobre la existencia del bosón que lleva su nombre. Si la teoría de Higgs (Newcastle, 1929), demuestra ser la correcta, es decir, si se encuentra esa partícula subatómica, este físico de 79 años se encaminará definitivamente al premio Nobel, distinción a la que aspira también su rival Stephen Hawking (Oxford, 1942), quien en cierta ocasión apostó cien dólares a favor de su no existencia.

Posted in Ciencia | Etiquetado: , | Comentarios desactivados en Fallas en el LHC retrasarían su operación, pero alegran a los opositores

Ciencia y pseudociencia, debate sobre sus diferencias, parte 3 y final

Posted by keithcoors_00 en 15 julio, 2008

En esta última entrada sobre este debate presentaré la respuesta de un forista a mi intervención sobre este tema, que se publicó en la entrada anterior. La colocaré (en cursiva) entremezclada con su respuesta (en rojo), pero el original, como es costumbre, puede verse aquí.
_______________

Respondo ahora a tu mensaje, en mi habitual y siempre predecible manera de hacerlo:

> Disculpa por lo de cientifico pero he conocido muchos que dicen ser tal o tal cosa y niegan cualquier posibilidad que no sea lo que ellos creen.
Esa característica que tenemos los seres humanos, el no aceptar opiniones o puntos de vista diferentes, no se limita a científicos. Ya ves lo que pasó recientemente con el Papa, quien expresó una opinión sobre el Islam y no tardó ni 24 horas cuando la comunidad musulmana en todo el mundo se le fue encima y hasta amenazas de muerte hubo. Y para qué mencionar lo que pasó con los “hombres buenos”, los cátaros de la edad media. Y las crueldades de la santa inquisición. Y las escuelas para terroristas que en la actualidad les enseñan a los niños cómo fabricar, ocultar y detonar explosivos atados a su propio cuerpo, para acabar con quienes piensan diferente a ellos. Pero… no respondiste a mi pregunta… ¿has visto con tus ojitos un título universitario que diga “científico”?

> Siento que no se debe hablar de pseudo ciencias uno las comparta o no.
Que bien que mencionas la palabra “siento”, pues las características de la verdadera actividad científica definen con claridad la diferencia entre las ciencias y las pseudo ciencias. No está mal sentir… lo que estaría mal sería afirmar, por ejemplo, que la astrología ES una ciencia.

> Creo entender tu vision en base a hacer afirmaciones sin ningun sentido, pero recuerda que cada hipotesis tiene quien en las plantea un fundamento que normalmente se basa en vivencias del sujeto y eso ya es una evidencia no fiable pero cuando hablamos de miles que experimentan lo mismo.
Bueno, aqui es importante aclarar el punto de la cuantificación. Una de las grandes ventajas de la ciencia es que tiene sus propios mecanismos de regulación. Se corrige a sí misma cuando hay nuevas evidencias. La otra gran ventaja que tiene sobre las pseudo ciencias es que cuantifica sus resultados. No solo los cuantifica sino que predice el error con el que se puede medir sus resultados.

Esta gran ventaja no la tiene, digamos por ejemplo, la “medicina energética”. Te citaré un párrafo que puedes corroborar en la liga que te indico (http://www.portaldimensional.com/article186.html): “Por ejemplo a algunos de los pacientes prequirúrgicos se les dan cassettes especialmente grabados (a veces con música sufi turca elegida por Oz) junto con un mensaje subliminal que los prepara para estar relajados y no sentir dolor. Los pacientes que tilizan éstas cintas a menudo le comentan a Oz que obtuvieron buenos resultados de ellas. Yo quiero que la gente vea a la enfermedad como una experiencia de aprendizaje y no como un obstáculo. Por eso tiene sentido la utilización de terapias complementarias”

La principal objeción a este tipo de técnicas es que no te dice cuantos cassettes de música sufi debes oir, o cuantos mensajes subliminales deben llegar a tu mente, para lograr evitar el dolor de una cirujía.

La ciencia médica, por otro lado, te dice que si aplicas una cantidad específica de miligramos de anestesia por cada kg de peso en el paciente, lograrás evitar el dolor. Tú puedes “creer” que la música sufi te anestesia, pero la medicina no espera que tu le “creas”, sino que hace muchas pruebas con diferentes anestésicos para llegar a ese resultado.

> alucinacion? reacciones quimicas del cerebro?
Te mencionaré un caso que de seguro has experimentado, al igual que quizás el 90% de la gente. ¿Has estado tendido en tu cama, recién de haberte quedado dormido, y de momento “sientes” con bastante claridad que caes al vacío? Es una experiencia bastante común. YO la he tenido muchas veces en mi vida. Despiertas y en un instante te das cuenta que en realidad no caíste al vacío, sino que siempre estuviste recostado. Que millones de personas hayan tenido esta experiencia no quiere decir que en realidad hayan caído al vacío. La realidad no está sujeta a votación.

> imagina que tu estuvieras en este momento dormido y eso no te permite ver la realidad porque tu vida es un sueño, lo que vives en ese sueño es real o no para ti?
Acabo de mencionarte una de esas experiencias. A veces lo que sueñas puede parecer demasiado real, es cierto.

> y si despertaras podrias negar la existencia de otros mundos, dimensiones y demas?
En este caso, la evidencia sería lo más importante. Si despierto y aun sigo en mi cama, lo más probable es que la química en mi cerebro me haya jugado una mala pasada.

> El definir energia como un todo es un excelente comienzo.
Y… ¿qué tamaño tiene el “todo”? ¿de qué está hecho? ¿qué propiedades tiene? ¿estas propiedades pueden medirse? La actividad científica puede ser demasiado prosaica, y en eso te doy la razón. No se compara, en ese sentido, con la creación artística. A diferencia de la ciencia, el arte puede valerse de casi cualquier cosa o de cualquier medio, todo reside en la relación estética entre el creador de ese arte y quien lo aprecia.

> El termino ciencia es limitado porque se basa solamente en lo que podemos comprobar materialmente en su forma mas densa.
También en su forma más etérea. Por ello te recomiendo (nuevamente) la lectura de “The final theory”.

> como comprobar la energia pura en estados que aun no han sido descubiertos?
Pues para ello hay experimentos, mi estimado Toño. Claro, si planteo la existencia de un “dragón invisible”, con características que NADIE podría comprobar, pues entonces ese “dragón” es inútil para la ciencia. Te menciono un ejemplo real. Se ha planteado con seriedad, en los círculos más selectos de la astrofísica, la posibilidad de existencia de la llamada “materia oscura”. Es una especie de término adicional en una ecuación que contempla la masa de todo el universo visible y que predice la tasa de expansión del mismo.

Si en esa ecuación no se considera el término adicional, las observaciones no encajan con la predicción. Entonces, un ejército de estrónomos y astrofísicos se lanzan a la búsqueda de evidencia de la existencia de ese “materia oscura”. Si después de un tiempo no hallan evidencia, quizás se busque otra explicación para el comportamiento observado. Pero el punto aquí es que, quien propone la existencia de esa “materia oscura” lo hace proponiendo características que pueden ser medibles de una u otra forma ¿me explico?. Proponer una “energía pura” en estados que NADIE podrá comprobar, es inútil.

> muchos diran pero si no existen y yo les preguntaría si hay cientos de miles que los estan viviendo?
Y bueno, que haya millones de humanos que sientan que se caen durante sueños no quiere decir que en realidad se caigan. Una vez más, la realidad NO está sujeta a votación. Lo verdaderamente interesante es poder llegar a entender el por qué esos “cientos de miles” que mencionas, experimentan “la energía pura en estados que aun no se descubren”.
_________________
Mucha gente desearía que las pseudociencias tuviesen la contundencia de predicción que la ciencia. Por ello muchos crédulos sueltan “miles” o “millones” como argumento de “cantidad”, cuando en realidad no tienen más que unos buenos deseos de que la realidad sea como ellos quieren (o les gustaría) que fuese.

La flojera científica ataca a veces a estos promotores de la credulidad, lo que les impide hacer un buen trabajo de cuantificación y de experimentación que muestren la veracidad de sus afirmaciones.

Soltar nombres famosos y cantidades estratosféricas sin ton ni son no ayuda a las pseudociencias. La falta de rigor en sus métodos es lo que les añade el prefijo “pseudo”.

Posted in Ciencia, Escepticismo | Etiquetado: , , | 1 Comment »

Ciencia y pseudociencia, debate sobre sus diferencias, parte 2

Posted by keithcoors_00 en 13 julio, 2008

En la entrada anterior presenté una parte de este debate sobre ciencia y pseudociencia. En esta segunda parte mostraré una parte de este debate en el que se observa una de las técnicas para desacreditar lo afirmado, que consiste en citar nombres y acudir a su fama o a su trayectoria. Primero colocaré la respuesta de otro forista a mi último comentario de la entrada anterior.

Con todo respeto. Usted considera a la fisica cuantica una pseudo ciencia?
usted considera a las teorias de Hawkins pseudocienctificas? Einstein, newton, Hagelin y tantos otros son pseudocientificos?
Un dia kia maidanic miembro de la academia de ciencias de Moscu nos dijo abran sus cerebros, la realidad, la verdadera es mucho mas amplia, a los que no escucharon se les callo el muro y fue traumante. conozco muchos convertidos en pastores, otros se suicidaron, otros forman parte del lumpen, otros se niegan a creer y justifican cualquier cualquier cosa que le impida al resto ver la realidad
otros calleron en la depresion mas profunda.
Con la mano en el corazon no le deseo que esto le pase pues una cosa es tener un titulo que diga cientifico.y lo otro es serlo. Tienes a caso seguridad del 100% de que no existen mas dimensiones? (errores ortográficos de origen, nota de KC)

A esto respondí lo siguiente:

Quizá no has leído bien mis intervenciones. Cuando hablo del manoseo del concepto de energía por las pseudo ciencias me refiero a esta intervención mía:
“Está muy de moda hablar de la energía, que si la energía positiva, que si la negativa, que si la energía oscura, que si los puntos de energía, que si la energía prana, que si los alimentos energéticos, y hasta que si dios es energia pura. Lo único que puedo sacar en conclusión de tanta palabrería en torno a la energía es que, como la energía no se ve y sólo se perciben sus efectos, es muy fácil atribuirle cualquier cantidad de características ad hoc a nuestros más fantásticos deseos.”
Y menciono algunos ejemplos que me dan pauta para decir lo que antes dije.

  1. Cuando leo que “sobre los planos de Luz moran las Energías Divinas” sospecho que esta conclusión es producto de una pseudo ciencia.
  2. Cuando alguien me dice que “Nuestra moderna civilización ha recibido un golpe mortal del cual nunca se recuperará” debido a que “Grandes y penetrantes energías y sus fuerzas evocadas han entrado en conflicto”, sospecho igual.
  3. Cuando alguien me dice que la “energía del día” es un mensaje de este calibre: “La integración del inconciente convierte la fobia en campo soleado de nueva realidad, nuevo poder, nuevo arraigo y nueva responsabilidad”, sospecho lo mismo.
  4. Cuando alguien clasifica la energía en “plutoniana”, al estilo de este texto: “Cuando se arman grupos, sectas, etc. en lo que se refiere a ocultismo, rituales, experimentos cientificos secretos, etc. se produce algo que es afin a todos ellos… algo que los une, como una especie de energia.. plutoniana…(algo que esta dentro comprimido con mucho poder y no sale a la luz y presiona desde dentro)”, sospecho lo mismo.

A ese manoseo me refiero. Espero haber sido claro.
Por lo demás, no me tomes por tan poco. Con relación a tu pregunta “¿Tienes a caso seguridad del 100% de que no existen mas dimensiones?” Sería demasiado iluso si respondo en el eje “si-no”. Hasta hoy no hay evidencias que muestren que en este universo existen más de las 4 dimensiones conocidas (tres espaciales y una temporal)
.

Existen teorías interesantes, que requieren de evidencia para considerarlas como válidas. Te recomiendo la lectura del libro “The final Theory” de Mark McCutcheon.
Y es que, como he dicho en otras ocasiones, es la evidencia incuestionable la que debe sustentar las afirmaciones. Las creencias están en otro terreno, muy respetable por cierto.
Y ya para terminar, una preguntita ¿has visto con tus ojitos un título universitario que diga “científico”?

Porque en realidad no quería entrar al discurso de si este o aquél nombre me significaban ser científico o no. Porque también, me parece, que es preferible discutir las ideas y criticarlas, que centrar las criticas sobre las personas.

Pero la pista sobre la insustancialidad de la argumentación de este forista quedaba de manifiesto al suponer que “había” universidades que extendían documentos con leyendas algo así como: “La Universidad Patrulla extiende el título de Científico a Fulanito de Tal”.

Aún con un título de carreras relacionadas directamente con las ciencias, cualquiera puede ser crédulo y dedicarse a las pseudociencias.

Continúa

Posted in Ciencia, Escepticismo | Etiquetado: , | 1 Comment »